Remontadas históricas

¡5 remontadas históricas!

TEXTO: PEDRO DOMÍNGUEZ
FOTOGRAFÍA: Getty Images

Auténticas pesadillas que fueron transformadas en hazañas deportivas. ¡Cinco grandes momentos de adrenalina en la historia del deporte!

El Barça perdió 4-0 ante el Paris Saint Germain en el partido de la Champions League, para avanzar a la siguiente fase tendrá que hacer lo que se considera una remontada de época. Sin duda será una tarea difícil, mas no imposible. Si no nos crees, aquí tienes 5 ejemplos, uno muy reciente, de casos similares en que los partidos parecían perdidos, pero al final los equipos sacaron el do de pecho para conseguir lo impensable: ¡ganar!

Seguir leyendo

1. Champions League 2005 (Liverpool vs Milan)

Fue en la Champions, pero en la final que se juega a un solo partido. El Milan iba ganando 3-0 al medio tiempo, una ventaja así es casi irremontable. A menos que seas un equipo que “nunca camina solo”, como el título de la famosa canción de los aficionados del Liverpool. Con el apoyo de sus fanáticos, los ingleses empataron el partido, lo llevaron a tiempo extra y lo ganaron en los penaltis. Ese se conoce como el Milagro de Estambul y es quizá la remontada más espectacular del futbol.

Steven Gerrard fue el capitán de aquella escuadra del Liverpool que logró el Milagro de Estambul.

© YOUTUBE//Samuel Silitonga JR - II

2. Super Bowl LI (Patriots vs Falcons)

Mr. Brady. El señor de los anillos. The GOAT (Great Of All Time). Sin fin de alias le han salido a Brady, que de por sí ya era muy afortunado al tener una inmensa fortuna, una ilustre carrera y una supermodelo por esposa. ¡Ah, no! El señor quería algo más y lo tuvo. Perdiendo por 25 puntos en el tercer cuarto, comandó una remontada que será recordada por generaciones. ¿Más complicado? Lo hizo con 39 años de edad.

Highlights del Super Bowl LI

En una remontada sin precedentes, Tom Brady le dio a Nueva Inglaterra el quinto Super Bowl de su historia. ¡Revive los highlights de este gran duelo entre los Patriots y los Falcons! The Red Bulletin, la revista masculina para hombres activos.

3. America’s Cup 2013 (Oracle USA vs Emirates New Zeland)

Un deporte sin tantos reflectores puede pasar desapercibido, pero lo que sucedió en la Copa América de vela en 2013 fue sensacional. El yate Oracle de Estados Unidos perdía 8 carreras a 1 ante el yate Emirates de Nueva Zelanda, que sólo necesitaba ganar una vuelta más para coronarse campeón. Contra todos los pronósticos, el equipo de Estados Unidos fue ganando todas las carreras restantes hasta llegar al punto en que ganaron la del desempate. Regresaron del 1-8, lo transformaron en 9-8 y ganaron el trofeo de deportes con más antigüedad en el mundo.

Si ellos pudieron remontar un marcador de 1-8 cualquier cosa es posible en esta vida.

© YOUTUBE//KCRA News

4. Campeonato Liga Americana 2004 (Boston vs Yankees)

Existen pocas rivalidades tan apasionantes como la de los Boston Red Sox y los New York Yankees. En 2004, se enfrentaron en el Juego de Campeonato de la Liga Americana, la antesala a la Serie Mundial de Baseball. Boston tenía 86 años sin ser campeón por la “maldición del Bambino” y, como era de esperarse, empezaron perdiendo 3-0 la serie que se juega a 7 partidos. Uno más y los Yankees estarían en la Serie Mundial, pero sucedió lo inimaginable. Boston ganó la cuarta, la quinta, la sexta y la séptima entrada. Fueron el primer equipo en remontar una serie de 7 juegos tras perder los primeros 3. La cereza en el pastel fue ganar la Serie Mundial, pero vencer a sus archirrivales fue lo más intenso y satisfactorio para este equipo que estaba sediento de victoria.

La euforia de los fans de los Red Sox no podía ser más grande luego de 86 años de sequía.

© YOUTUBE//MLB

5. UEFA Champions League 1999 (Manchester United vs Bayern Munich)

No fue la remontada más grande, pero sí la más repentina. El Man U y el Bayern disputaron la final del torneo y temprano –al minuto 5– cayó el primer gol del equipo alemán. Mantuvo la ventaja hasta el minuto 90, pero un partido no acaba hasta que se acaba. El árbitro dio 3 minutos de tiempo extra. ¡Era pan comido! ¿No? Sólo tenía que aguantar el ataque del United… y no pudo. Al minuto 91, Teddy Sheringham (así o más inglés) empató el partido. El Bayern se resignaba al tiempo extra, pero el Manchester no. En la última jugada del partido, en el último segundo, un noruego de nombre impronunciable –Olé Gunnar Solskjaer– anotó el segundo de los ingleses. ¡Nadie lo podía creer! Fue una ráfaga, un parpadeo. En 2 minutos, los últimos 2 minutos, los alemanes perdieron su corona. 

Sin duda uno de los partidos más memorables en la historia de la Champions.

© YOUTUBE//Memorable Match

Seguir leyendo
02 2017 THE RED BULLETIN

Siguiente historia