Sebastian Vettel

La Historia de Infiniti Red Bull Racing

TEXTO: RAFAEL PALACIO
FOTOGRAFÍA: RED BULL CONTENT POOL

¡De ser nadie, a volverse tetracampeones en unos cuantos años! ¿La fórmula mágica?
>>> SÍGUENOS EN FACEBOOK: ¡HAZTE FAN! <<<

En un periodo muy corto de tiempo, la escudería Infiniti Red Bull Racing ha tenido una gran cantidad de éxitos, quizá más que muchos fabricantes de autos. Pero no ha sido fácil el numerito. Despues de mucho blood, sweat and tears y algo de inversión, el equipo hoy en día le da batalla a los demás.

​​
Todo empezó cuando Red Bull decidió comprar, a finales de noviembre del 2004, a una escudería en quiebra: Jaguar Racing. Ellos no llevaban mucho tiempo participando en la máxima categoría. Los orígenes del equipo se remontan a la escudería creada por Jackie Stewart, Stewart Grand Prix, que corrió sus primeras carreras en 1997. Después fueron comprados por Ford y corrieron bajo el nombre de Jaguar durante la temporada 2000 (en aquel tiempo la marca le pertenecía a Ford y actualmente es propiedad de Tata Motors).

Red Bull F1

A pesar de que Jaguar era un equipo joven, en comparación con otros monstruos como Ferrari y McLaren, se consideró un inicio bastante exitoso, con una carrera ganada en 1999. Pero los numerosos cambios técnicos y administrativos (que incluyeron la contratación de personalidades como Niki Lauda y Bobby Rahal) y el fallido intento de atraer al diseñador Adrian Newey, Jaguar nunca volvió a alcanzar los logros de la era Stewart.

Uno de los patrocinadores fue HSBC pero al no ganar ninguna carrera, dejaron de patrocinarlos ya que pensaron que si el coche no ganaba, la imagen del banco se vería como la del perdedor. Por algo pasan las cosas y eso dejó cancha libre para el toro rojo.


OBJETIVO: SER NÚMERO 1  

Una vez cerrado el trato, las mejoras y ajustes fueron inmensos. Aunque esta no era la primera vez que se le veía a Red Bull por las pistas: antes había patrocinado a las escuderías Sauber entre 1995 y 2004 y a Arrows en 2002 antes de la quiebra de ese equipo. Pero fue sólo hasta esta ocasión que rugió un monoplaza genuinamente de Red Bull.

Con un motor Cosworth, comenzaron a competir en 2005 y desde este primer año, lograron muy buenos resultados. En tan sólo dos carreras, el equipo consiguió más puntos de los que había obtenido el equipo de Jaguar en toda la temporada pasada. Pero los mejores tiempos estaban por venir.

Los primeros pilotos en correr fueron el veterano David Coulthard y el joven Christian Klien, quienes debutaron en la Temporada 2005 marcando puntos con ambos vehículos en sus dos primeras carreras. Aunque no vieron rendir frutos sino hasta 2009, con la adquisición de su piloto estrella Sebastian Vettel, quien consiguió la primera Pole Position del equipo que terminó por convertirse, también, en la primera victoria de la escudería en el Gran Premio de China. Y lo que le faltaba al alemán.

Sebastian Vettel con sus premios

Sebastian Vettel

© Red Bull Content Pool

La escudería se proclamó subcampeona del Campeonato de Constructores, mientras que Sebastian Vettel consiguió el subcampeonato de pilotos y Mark Webber acabó 4º, y en ese momento dejaron claro que, en ese entonces conocidos como Red Bull Racing, serían una de las mejores escuderías.

En 2010 esto se hizo evidente cuando Vettel y Webber luchaban por los primeros lugares, típico entre pilotos del mismo equipo. Vettel consiguió su primer título, además de que fue el piloto más joven en ganar un mundial con 23 años y 154 días, superando a Lewis Hamilton quien tenía esa marca. Webber por su parte quedó en tercera posición, demostrando que Red Bull se había convertido en el mejor equipo, obteniendo el campeonato de constructores.

En 2011, con su RB7, demostraron de nuevo quien era el rey. El equipo revalidó ambos campeonatos con una indiscutible superioridad, le sacaron más de 100 puntos a su primer perseguidor tanto en el mundial de pilotos como el de constructores, y Vettel obtuvo 18 poles sobre 19 posibles. Esta amenaza bajo el volante ganó 12 de las 19 carreras del año, y su segundo campeonato del mundo.

Vettel y Webber

En 2012 todos los ojos apuntaban a Red Bull y su nuevo RB8, aunque la cosa se puso difícil por los cambios impuestos en el reglamento y la prohibición de los escapes soplados. Pero en unas cuantas carreras Vettel le dio la vuelta al asunto, llevándose el triunfo cuatro veces. El 25 de noviembre de 2012 en Brasil, el germano consigue su tercer título consecutivo, y se proclama el tricampeón más joven.

Llegó 2013 con el RB9, diseñado por Adrian Newey. Arrancaron bien, pero no del todo. Sufrieron un rato con las llantas ya que se degradaban en la carrera y no lograban las primeras posiciones. No obstante, Vettel otra vez se recuperó y la racha imparable hizo que se volvieran tetracampeones, llegaron en primer lugar en 13 de 19 carreras y lograron un nuevo récord encadenando 9 victorias consecutivas. Un gran año sin duda.

Red Bull a la cabeza

Para 2014, Mark Webber se retira del equipo y es remplazado por Daniel Ricciardo, quien consiguió 3 victorias en la temporada y acabó tercero en el campeonato, tras ambos pilotos de Mercedes. Por su parte, Vettel tuvo problemas con el nuevo motor V6 turbo y no obtuvo ninguna victoria en toda la temporada. Digamos que fue un golpe duro.

Este año no ha sido el mejor para la escudería partiendo ya de los cambios introducidos por la FIA. Inicia el 2015 sin Sebastian, quien se va a Ferrari, y es sustituido por el joven ruso Daniil Kvyat. El auto aún no es competitivo y hay que trabajar mucho para ponerlo en forma como en años anteriores. Pero bueno, la historia continúa y lo que se ha logrado en lo poco que lleva esta escudería, es digno de mención. ¿Por cuánto tiempo más disfrutaremos de Infiniti Red Bull Racing?

Seguir leyendo
10/2015 WWW.REDBULLETIN.COM

Siguiente historia