Woopy Jumping

De cascos ligeros   

Fotografía:  jdvos.com  

 DOMINA como pro estas “MOTOs ALADAs” Y consigue TU LICENCIA DE PILOTO DE ULTRALIGERO EN LOS CIELOS de JOHANNESBURGO    

Despegar en un ultraligero por primera vez demanda valor, pero una vez que estás en el cielo, tienes una experiencia de vuelo emocionante. “Es como una motocicleta en el cielo”, dice Roy Gregson, dueño de Johannesburg Flying Academy. “Los ultraligeros despegan y aterrizan en áreas pequeñas, y tienes un motor que evita subir montañas como los parapentes”.

“Sudáfrica es el sitio ideal para aprender. Hay condiciones de vuelo geniales casi todo el año y puedes pasar a navegar vuelos más complicados una vez que tengas la experiencia para lidiar con ellos”
Luis Ramos

 Gregson es un apasionado de los ultraligeros tras haberlos volado por placer y en competencia durante años. Ahora entrena a personas para que obtengan su licencia y así puedan cruzar solos los cielos. “Si superas las 25 horas de vuelo y pasas los exámenes teóricos, en un mes podrás estar a 1,700 m sobre el nivel del mar en cualquier parte del mundo”, dice. “Puedes cruzar todo un continente de esta manera”.

Luis Ramos de 39 años, consultor de sistemas originario de Johannesburgo, obtuvo su licencia con JFA hace seis meses. “No había hecho algo así”, dice. “Al inicio estás asustado; despegan como si fueran un murciélago que sale a toda velocidad del infierno. Pero tan pronto comencé a entrenar, me hice adicto. La primera vez que vuelas se siente como si saltaras de un avión sin paracaídas. Algo es seguro: una vez que obtengas tu licencia simplemente querrás llevar a tus amigos allá arriba y mostrarles el sorprendente nuevo mundo que descubriste”.

CONSEJO DE EXPERTO: mueve tu cuerpo 

“No tienes que estar en perfecta forma física para hacer esto, pero tienes que estar saludable”, dice Gregson.“Es una actividad extenuante, pues los ultraligeros caen en turbulencia con facilidad y tú modificas la elevación y dirección al mover tu cuerpo. Al volar, descubrirás que al disfrutar el vuelo haces suficiente ejercicio”.

 

Microleve

¡Arriba, arriba!

Sudáfrica tiene el clima perfecto para volar y volar.  

DESPUÉS DEL VUELO 

Mantente activo en Johannesburgo 

CAÍDA LIBRE
¿Ya te cansaste? Lánzate a 70 metros en caída libre dentro de una torre de enfriamiento en una central eléctrica abandonada con SCAD Freefall.
orlandotowers.co.za

SALTO LARGO
Tras volar y volar, el barranquismo (que se conoce como kloofing en Sudáfrica) te lleva a nuevos valles, al trepar, rapelear, saltar y nadar hasta llegar al fondo de un barranco en Magaliesberg.
mountainguide.co.za

A FONDO
Explora el terreno rugoso en Daytona Adventure Park, eso sí, con algo de adrenalina extra: súbete y acelera una cuatrimoto en terreno rocoso y polvoriento a través del bosque. 
gauteng.net

Seguir leyendo
11 2014 THE RED BULLETIN

Siguiente historia