George Kourounis

GEORGE KOUROUNIS abraza el miedo con curiosidad

Texto: Muhamed Beganovic

George Kourounis caza tornados y anacondas, y además se casó al borde de un volcán activo. Este documentalista extremo canadiense sabe cómo burlar las fobias internas

Para él un excelente clima comienza con una fuerza de viento de 10 (Temporal duro) en la escala de Beaufort. El trabajo que hace George Kourounis lo lleva de una situación extrema a otra. En su programa de TV Angry Planet filma tanto huracanes, como animales salvajes y se introduce en las cuevas más oscuras de la Tierra. Este canadiense conoce muy bien lo que significa el miedo y también sabe cómo se supera. 

THE RED BULLETIN: “Ahorita no puedo, ando detrás del huracán Erika”, dijiste la primera vez que tuvimos contacto. La tormenta causó estragos en el Atlántico y dejó una gran destrucción a gran escala. ¿Por qué buscas el peligro?

GEORGE KOUROUNIS: Pero si no lo hice, la tormenta se calmó y quedé desilusionado (risas). No, hablando en serio, para mí no se trata del peligro. Persigo tormentas porque las admiro. Y además, cuando uno sabe lo que está haciendo es menos peligroso.

 

Sam Cossman y George Kourounis fueron los primeros exploradores en llegar hasta los pies del Marum, el volcán más peligroso e inaccesible del mundo. 

© Sam Cossman // YouTube

¿Entonces no tienes miedo?

Claro que sí, por supuesto que tengo miedo.

Y, sin embargo, te expones al peligro.

El miedo me mantiene alerta. Sin miedo uno se siente tan seguro que comete errores. Yo abrazo el miedo.

¿No es que el miedo más bien paraliza?

El miedo está en tu mente y debes equilibrarlo. La mejor manera de conseguirlo es con la curiosidad.

“Abrazo el miedo con curiosidad”
George Kourounis

Sería útil que nos dieras un ejemplo, por favor.

Tomemos como ejemplo el miedo a las serpientes. Busca hasta que encuentres algo que te interese en ellas: la piel suave, la mordedura… Luego, consigue la mayor cantidad de información posible sobre las serpientes en general. La curiosidad va a superar el miedo. Y esto ocurre en el proceso de una investigación intensiva. Te lo garantizo. Las personas sólo le tienen miedo a las cosas que no conocen. Así que hay que aprender todo sobre ese miedo con el fin de ser capaz de controlarlo.

¿Cuándo fue la última vez que te ayudó este método?

Hace poco hice una película sobre los osos polares. Nos sentamos en la tundra a unos 20 m de un ejemplar macho. Los osos polares machos son conocidos por su propensión a atacar. De modo que conseguí toda la información posible acerca de estos fascinantes animales. Y un amigo mío, al que llamo el Susurrador de osos, me enseñó cómo debo comportarme para sobrevivir.

¿A saber?

Una vez que un oso polar te descubre, todo girará en torno a la sincronización. Si te das cuenta de que el oso vacila, da uno o dos pasos hacia él y haz un gruñido. Detente y repite el proceso. De esta forma mostrarás dominación. Bajo ninguna circunstancia debes ser tú el que vacile o se de media vuelta y se vaya corriendo, ya que el oso polar te atacará inmediatamente.

 

“Si te das cuenta de que el oso vacila, da uno o dos pasos hacia él y gruñe. Bajo ninguna circunstancia vaciles o salgas corriendo”
George Kourounis

¿Qué es lo que yo puedo aprender de todo esto, que no suelo encontrarme, como mucha gente, con un oso? ¿De qué me serviría a mí si, por ejemplo, tuviera miedo de hablar en público?

El truco aún es el mismo. En lugar de la curiosidad, aplica el entusiasmo. En la mayoría de las veces, de todos modos, serás invitado para hablar de temas que te gustan. Ese es el entusiasmo que deberías transmitirle a la audiencia. Y si esto no te funciona a la primera vez, no te preocupes, la práctica hace al maestro.

Hablando de preocupación, ¿no te preocupa que otras personas te imiten y salgan heridas después?

No puedo persuadir a la gente de que no repita lo que hago. Cada uno tiene que descubrir el sentido de su propia vida. El mío es viajar a los lugares más extremos del planeta, encontrarme con los animales más salvajes, salir a cazar las tormentas más peligrosas y documentar todo. Tal vez esa sea mi lección, que las cosas maravillosas suceden cuando haces algo que te resulta incómodo, recién a partir de ahí es cuando la vida empieza a ponerse interesante.

Seguir leyendo
03 2016 The Red Bulletin

Siguiente historia