Lindsey Vonn

Lindsey Vonn: aún queda más

Fotografías: Lindsey Vonn/privado

Antes de la final de la Copa del Mundo en Meribel, en Francia esta semana, Vonn reflexiona sobre la temporada de su regreso y la última oportunidad para recuperar su trono

17 de marzo de 2015

En esta temporada ha habido muchísimos contratiempos: carreras canceladas y aplazadas a causa del mal tiempo, con tormentas de nieve, vientos fuertes y malas condiciones. Después de un Campeonato del Mundo un tanto decepcionante, dejando Bansko, Bulgaria, con un tercer puesto y, por consiguiente, con unas condiciones difíciles donde necesitaba la inyección de confianza necesaria de cara a mis carreras de la Copa Mundial en Garmisch, Alemania. Aunque la primera carrera de entrenamiento el jueves fue cancelado debido a la nieve, los próximos días prometieron perfectas condiciones climáticas.

Lindsey Vonn

Vonn terminó séptima en el descenso del sábado, pero recuperando distancias al acabar con 0.2 segundos por delante de la líder de la Copa Mundial, Tina Maze, en el Super-G.

Mi hermana Laura llegó el jueves por la noche y a las 8:30 de la mañana del día siguiente ya estábamos en la montaña listas para la inspección del terreno y el recorrido de entrenamiento. Los resultados que obtienes de las carreras de entrenamiento nunca pueden equipararse con los de las carreras reales, pero supongo que esta vez sí: logré un séptimo lugar en el descenso. Definitivamente fue decepcionante y no tuve el tiempo suficiente para obtener la capacitación que necesitaba para esquiar agresivamente en ese tipo de nieve helada.

“Los resultados de los entrenamientos nunca pueden equipararse con los de las carreras reales, pero supongo que esta vez sí”
Lindsey Vonn

El domingo por la mañana me sentía preparada para ganar porque sabía que el título podía estar cerca. He perdido puntos de diferencia en el ranking de descenso frente a la austriaca Anna Fenninger, pero aún así terminé con 35 puntos de ventaja y tenía que luchar para mantener el título de Super-G entre mis manos. Saber que el inicio de la carrera se retrasaría hizo que me sintiera más confiada, pues las temperaturas subirían y la nieve sería mejor para mí. 

Salí a la carrera tan fuerte como pude, pegada a mi línea y llegué a la meta sabiendo que iba a ser una carrera muy reñida. A pesar de todos los desafíos, volver al podio hizo que valiera la pena. ¡Era un hermoso día para la victoria! Estuvimos celebrándolo después de la carrera: sentándonos fuera, comiendo salchicas y haciendo planes para la final de la Copa del Mundo en Meribel, Francia, a partir del 18 de marzo.

Lindsey Vonn

Vonn tiene su vista puesta en la final de la temporada después de extender su récord con 65 victorias en la Copa Mundial en la carrera de Alemania.

Este fin de semana voy a poner toda la carne en el asador, para terminar la temporada fuerte y así poder ganar el título de Super-G. Ha sido una dura competencia este año y una auténtica lucha por encontrar el tiempo para entrenar en la nieve si mi rodilla me lo permitía. Todo se reduce ahora a la carrera en Meribel. ¡Espero tener una gran semana para terminar la temporada! 

¡Un abrazo! 

- LV.

Seguir leyendo
03 2015 RedBulletin.com

Siguiente historia