How to: Never get lost

Cómo estar siempre orientado

Texto: Mark Thomas

¿No sabes a dónde ir? Estos 6 tips de Tristan Gooley, explorador y autor de The Natural Navigator, harán que nunca pierdas el Norte

Cuando tu batería acaba, el mundo sin navegación punto por punto se puede convertir en una jungla impenetrable. En ese momento es cuando hay que olvidarse de Google y concentrarse en Gooley: se llama Tristan Gooley y es explorador y autor de The Natural Navigator.

Al sentirse muy aburrido con la previsibilidad del viaje moderno, volteó a ver a pueblos como los inuit, los nómadas tuareg del Sahara y los dayak, originarios de Borneo, para aprender sus métodos de navegación ambiental. Ha dirigido expediciones a través de cinco continentes y es la única persona con vida que ha volado y navegado en solitario a través del Atlántico.

Su conocimiento te devolverá a la civilización y te ayudará a encontrarte a ti mismo.

 

 

 

1 Aprende a observar

“Tu cerebro ha evolucionado para detectar movimiento porque eso significa amenaza u oportunidad”, dice Gooley. “Escanea de izquierda a derecha y tu cerebro está en piloto automático, pues la lectura nos ha acostumbrado a eso. Pero al ir de derecha a izquierda tus ojos alimentan a tu cerebro con información de un modo ligeramente diferente”. Es un truco al alcance de cualquiera, así que no tienes pretexto.

2 Domina al viento

La vista es un sentido que a veces quiere confundirte, así que prueba a hacerlo de esta forma: “Cierra los ojos y gira la cabeza de tal manera que el viento se sienta igual en ambos lados de tu nariz. Acomoda tu mano como para dar un karatazo, aún con los ojos cerrados. Debe sentirse fresco en ambos lados. Abre los ojos y mira hacia dónde apunta tu mano. El clima nunca más volverá a agarrarte desprevenido”.

© Tristan Gooley // Youtube

3 Estudia las plantas

“Cuando vas por tierra y das con un área húmeda, analiza las plantas. Ve a un punto más seco y vuelve a mirar las plantas. Basándote en los patrones de plantas, puedes crear un mapa de humedad. Puedo decir: ‘Si vamos por ahí, quedaremos cubiertos hasta la cintura. Si vamos por allá, se nos mojarán las botas, pero por aquí todo estará seco al subir esa colina’. Recuerda que los árboles crecen más horizontalmente en el lado sur y más verticalmente en el lado norte de una colina”.

 

4 Busca señas elementales

“Aprendí de los tuareg que el viento crea ondas asimétricas sobre la arena: poco profundas del lado por el que viene el viento y profundas por el opuesto. Eso también sucede en la playa; olas asimétricas dejan ver que el agua fluye de lo poco profundo hacia lo profundo, pero no al revés. Las olas asimétricas con una parte superior plana son señal de aguas de marea. Mientras que las simétricas están donde rompen. Ya vayas a nadar, surfear, navegar o hacer kayak, puedes construir rápidamente un mapa del comportamiento del agua y evitar corrientes de resacas”.

Tristan Gooley (@NaturalNav) | Twitter

The latest Tweets from Tristan Gooley (@NaturalNav). Natural Navigator. Author & broadcaster Learn how to find your way with nature at:. United Kingdom

5 Navega por un mar picado

“Al reflejo del sol que se pone en el agua se le conoce como camino brillante. La anchura del camino te dice cuán picado está el mar: a más anchura, más altas serán las olas. Con frecuencia, el camino no es parejo y tiene protuberancias en ciertas zonas. Esto se debe a una pequeña zona con marejadas o a un área más expuesta al viento”.

6 Evita las expediciones nocturnas

“Los tuareg no viajan de noche. Para demostrar por qué, me hicieron un recorrido corto y me pidieron ­volver. Me costó trabajo, aun con los principios básicos. Sabía dónde estaban los cuatro puntos cardinales y que anduvimos por 20 minutos y otros 20 hacia el oeste, pero el ángulo de luz de la luna cambia el panorama dramáticamente. Si la luna se mueve apenas 15°, el desierto luce muy diferente”.

Seguir leyendo
09 2016 The Red Bulletin

Siguiente historia