Mike Massimino

Mike Massimino: “Siempre hay una grieta en la puerta” 

Texto: Stuart Codling
Fotografías: Daniel Hambury/Stella Pictures

El hombre que se hizo astronauta pese a todo pronóstico nos habla sobre realizar sueños y de cómo reparó el telescopio Hubble

En propias palabras, Mike Massimino no era el chico más inteligente de su clase. Empecinado en ser astronauta luego de ver a Neil Armstrong caminar en la Luna, superó sus fracasos académicos y su mala vista para cumplir su sueño.

Con dos misiones para realizar reparaciones vitales en el telescopio espacial Hubble –la primera fue tras el desastre del transbordador espacial Columbia–, pasó 14 años caminando en el espacio y fue esencial para desbloquear los secretos del universo.

Seguir leyendo

THE RED BULLETIN: En tu libro, Spaceman, describes cómo estabas parado en un hangar entre los escombros del Columbia. ¿Cuán importantes son los preparativos para evitar los fracasos?

MIKE MASSIMINO: Lo que aprendimos del Columbia fue que nos habíamos concentrado mucho en que elementos como el lanzamiento y las caminatas espaciales eran lo más peli­groso del vuelo, y habíamos comenzado a considerar el regreso y el aterrizaje como partes más sencillas. Tienes que permanecer atento, pues no puedes prever todo lo que saldrá mal. Las fallas no pasan por una sola cosa, sino como conjunto de varias pequeñas. El accidente del Columbia pudo haberse evitado.

© youtube // nature video

“CONVERTIRTE EN ASTRONAUTA ES COMO GANARSE LA LOTERÍA. ES ALGO IMPOSIBLE. PERO, TARDE O TEMPRANO, TERMINA”
Mike Massimino, 54

¿Qué tanto de tu éxito se ha debido a tu determinación?

Algunos reveses se sienten como una derrota. Reprobé mi examen final de posgrado. Pero podía tomarlo otra vez, aun si parecía poco probable que lo pasara la segunda vez. A la larga fue algo valioso, ya que si lo hubiera pasado a la primera, no habría tenido que enfrentar el gran desafío de recuperarme del fracaso. No fue fácil, pero descubrí de lo que era capaz. La lección de eso fue que no importa cuán oscuro parezca, siempre hay fisuras en la puerta. Asimismo es muy importante reconocer cuándo necesitas ayuda y ser capaz de conseguirla, así como ayudar a otros cuando lo requieren. Fui afortunado de tener grandes tutores y contar con profesores que de verdad creyeron en mí.

Ya hablamos sobre el valor de la preparación, pero tuviste que hacer caso omiso a eso en tu segunda misión en el Hubble… 

Uno pasa mucho tiempo sólo pensando en qué podría salir mal para darle una solución. Esa parte del Hubble no había sido diseñada para que la reabrieran una vez construida. Nosotros sabíamos que sería como intentar abrir una caja fuerte usando guantes de cocina. Pero solo no puedes imaginar todas las soluciones posibles, así que entrenamos como equipo para resolver problemas; ya luego, cuando nos enfrentábamos a algo inesperado, sabíamos cómo trabajar para resolverlo. 

Mike Massimino on Twitter

From orbit: The Earth is so beautiful, it is like looking into paradise

Saliste en el programa de TV The Big Bang Theory. ¿Qué esperabas sacar de ahí?

Los guionistas querían enviar a uno de los personajes al espacio y ellos se pusieron en contacto con la NASA. Nuestro publirrelacionista los conectó conmigo. Me senté con ellos y les conté algunas historias –son gente muy graciosa. Casi seis meses después, recibí un e-mail de un productor ejecutivo pidiéndome hacer una aparición. Dije un par de diálogos y todo salió bien, y entonces me pidieron que volviera otras veces. Quizá sea más conocido por eso que por cualquier otra cosa que haya hecho en el espacio. ¡La gente cree que soy actor!

 

¿Ver la Tierra desde el espacio es una experiencia que puede cambiar tu vida de manera profunda?

Lo que pasaba por mi mente era que así es como debe de ser la vista desde el cielo. Y entonces pensé: “No, así es como debe de ser el cielo”. Sentí que miraba al paraíso desde lo alto y así es como sigo sintiendo con respecto a nuestro planeta. Somos muy afortunados de estar aquí y deberíamos gozar cada segundo de nuestra vida. Convertirte en astronauta es como ganarse la lotería. Pero también termina y luego de eso es importante hacer algo que ames. La oportunidad de compartir a través de la enseñanza lo que aprendí en el programa espacial e inspirar a otras personas para que persigan sus sueños me ha hecho tremendamente feliz. 

Seguir leyendo
01 2017 The Red Bulletin

Siguiente historia